Ejercicio para tu espíritu


En esta sociedad donde cada vez existen más propuestas de tener un estilo de vida saludable, de mejorar hábitos, de tener una vida “fit”, donde el estar a dieta y hacer ejercicio se puso tan de moda, las personas han olvidado el propósito principal que va más allá de cuidar el cuerpo físico, que es cuidar el alma.

El yoga mas que ser un ejercicio físico, es una disciplina donde participa nuestro cuerpo físico, mental, emocional y etérico.

La disciplina es la ciencia de los discípulos 


 

Para empezar, les quiero explicar el origen de la palabra Hatha; Ha significa sol que es la energía masculina y tha luna que es la energía femenina, por lo tanto, es el yoga del equilibrio y de la fusión de estas dos energías.

La esencia de esta disciplina es que a través de diferentes asanas (posturas) y controlando la respiración (pranayama), se logre la liberación total del flujo de energía de nuestro cuerpo.  Es por ello que se logra el equilibrio de todos los chakras y se genera una sensación de bienestar inigualable.

Se ha dicho que practicar de manera regular y constante esta disciplina tiene infinidad de beneficios que impactan de manera positiva en nuestra vida, los cuales son;

  • Pérdida de peso y buena condición física
  • Mejorar el estado de animo
  • Vivir con mayor conciencia
  • Reducir los niveles de estrés y ansiedad
  • Aumentar la energía
  • Mejorar la flexibilidad y el equilibrio

Esta disciplina me ha enseñado que hay que aprender a dominar el cuerpo para poder dominar la mente.

En Hatha Yoga a diferencia de las demás ramas del yoga, los practicantes permanecen más tiempo en las posturas, lo que desarrolla su resistencia mental y física. Este tipo de yoga podría traducirse como fuerza de voluntad.

Este estilo de yoga es mucho más profundo, espiritual y poderoso

Tiene un impacto espectacular en el cuerpo y muchas personas se preguntan que como es posible que al realizar esta disciplina lograron un mejor cuerpo que cuando realizaban largas horas de ejercicio físico.

La respuesta es sencilla: “El yoga logra sanar todas las emociones, liberando asi todo el peso que no se necesita”

Les quiero compartir que desde que yo inicie a practicar Hatha Yoga,  mi vida se transformo en totalidad y me pude conocer profundamente en todos los aspectos.

¿Y tú que estas esperando para darle un giro a tu vida totalmente nuevo?

Inténtalo por 21 días y notaras los efectos, hago hincapié a este número ya que es el tiempo ideal para convertirlo en un hábito.

Siempre es un buen momento de probar cosas nuevas, que nos hagan sentir con vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *